Apuntan a un nuevo biomarcador para evaluar la gravedad de la enfermedad de Crohn

CIBER | jueves, 21 de abril de 2022

La proteína AIF-1 podría ser un biomarcador complementario para monitorizar la severidad de la enfermedad de Crohn. Así lo recoge un estudio desarrollado por investigadores del CIBER de Enfermedades Hepáticas y Digestivas (CIBEREHD), del Hospital La Princesa, de la Universidad de Alcalá, del Instituto Ramón y Cajal de Investigación Sanitaria (IRYCIS) y del Instituto de Investigación Hospital Universitario La Paz (IdiPaz), que ha publicado la revista Biomedicines.

La prevalencia de la enfermedad de Crohn (EC) es creciente en todo el mundo. En esta patología, la inflamación afecta a todas las capas intestinales y provoca aumentos en varias citocinas inflamatorias, como el TNF-α. El bloqueo del TNF-α mediante anticuerpos específicos ha demostrado su eficacia en ensayos clínicos. Sin embargo, la respuesta clínica a los bloqueadores del TNF-α es bastante variable. Por tanto, la búsqueda de nuevos biomarcadores que indiquen la evolución de la Enfermedad de Crohn es un objetivo prioritario.

En este camino, estudios recientes han demostrado un aumento de los niveles tisulares de AIF-1 en la colitis experimental, lo que respalda su papel en la inflamación intestinal. Por ello, este equipo de investigación se centró en evaluar los niveles de AIF-1 en la enfermedad de Crohn (EC). “Se ha demostrado que AIF-1 actúa como un quimioatrayente para los macrófagos y como un promotor de la proliferación de células T, datos que parecen indicar que esta proteína tiene un papel proinflamatorio, actuando sobre las células del sistema inmunitario y a través de las mismas en los tejidos inflamados”, señala Luis G. Guijarro, uno de los coordinadores del estudio.

En  concreto, el trabajo  puso el foco en evaluar la capacidad de AIF-1, solo o en combinación con CRP (un biomarcador clásico de la enfermedad), para predecir la gravedad de la enfermedad de Crohn. Este objetivo se persiguió mediante el análisis de los niveles séricos de AIF-1 en pacientes con Enfermedad de Crohn tratados con bloqueadores del TNF-α. Asimismo, se estudiaron los niveles de AIF-1 en biopsias de colon de pacientes con EC. Para ello, se incluyeron 33 pacientes con Enfermedad de Crohn (14 hombres y 19 mujeres) que participaron en el proyecto PREDICROHN, un estudio multicéntrico prospectivo cofinanciado por el Grupo Español de Trabajo en Enfermedad de Crohn y Colitis Ulcerosa. (GETECCU).

“En este estudio hemos demostrado la presencia de AIF-1 en la mucosa del colon humano y de rata y que su expresión aumenta en esta región intestinal durante la colitis experimental o en la enfermedad de Crohn, respectivamente”, apunta el Dr. Guijarro.

“Aunque se han observado numerosos efectos del AIF-1 sobre las células del sistema inmunitario, por ahora no sabemos si favorece la propagación de la inflamación en pacientes con EC, lo que haría del AIF-1 una posible diana terapéutica. Para ello, sería de gran interés bloquear los efectos de la proteína mediante la infusión de anticuerpos anti-AIF-1 en ratas con colitis experimental. En cualquier caso, la evaluación de AIF-1 en suero podría ser de interés para el seguimiento de la enfermedad de Crohn en pacientes”, comenta el Dr. Guijarro. Y en este camino, apunta a la necesidad de desarrollar estudios más amplios.

 

Referencia del artículo:

Guijarro LG, Cano-Martínez D, Toledo-Lobo MV, Ruiz-Llorente L, Chaparro M, Guerra I, Iborra M, Cabriada JL, Bujanda L, Taxonera C, García-Sánchez V, Marín-Jiménez I, Barreiro-de Acosta M, Vera I, Martín-Arranz MD, Mesonero F, Sempere L, Gomollón F, Hinojosa J, Zoullas S, Monserrat J, Menor-Salvan C, Alvarez-Mon M, Gisbert JP, Ortega MA, Hernández-Breijo B. Evaluation of AIF-1 (Allograft Inflammatory Factor-1) as a Biomarker of Crohn's Disease Severity. Biomedicines. 2022 Mar 21;10(3):727. doi: 10.3390/biomedicines10030727. PMID: 35327530; PMCID: PMC8945466.